El discurso Frente Populista de Rubalcaba

Acabáramos, la conclusión del estrellato mediático del Sr. Rubalcaba en el PSOE pasa por anular los acuerdos Iglesia-Estado de 1979 y dejar fuera de la escuela la religión católica. No me sorprende en absoluto, el socialismo está tan muerto que no tiene más ideas de gestión que la ingeniera social. Bien sea con el aborto y el matrimonio homosexual o con la religión católica. Todo pasa por la pátina de una ideología hedonista donde a falta de propuestas de cambio real, le dan leña al mono, que en este caso es la Iglesia. Si seguimos viviendo con esa inquina de laicismo casposo del siglo XIX y principios del XX, que aquí terminó con las cunetas llenas de religiosos asesinados por el único delito de creer en un Dios trascendente, el país es indudable que va directo al precipicio.
El Sr. Rubalcaba es una especie de mago del birlibirloque, tiene tiznado hasta el último pelo de su calva de la mala gestión del gobierno Zapatero. Es decir que no supo reaccionar ni asesorar la política nefasta de las dos legislaturas socialistas. El panorama social ha cambiado, vale. Pero se veía venir y nadie hizo caso, se dejó naufragar la nave que ahora para ser rescatada necesita un gobierno con visión de futuro. Cosa que no sé si posee el Ejecutivo de Rajoy. Lo cierto es que nos jugamos mucho en Europa, un modelo social que ha atraído a miles de inmigrantes capaces de ocupar los lugares más sórdidos del campo laboral. Unos inmigrantes que han enviado cantidades ingentes de euros a sus países de origen.
De manera que cuando nos hablan de que estamos retrocediendo en derechos a treinta años atrás, harían bien en mirar de reojo, porque ellos han sido los primeros en no saber gestionar el Estado de bienestar. A las pruebas me remito, los políticos de hoy, todos tanto a izquierda como derecha son casi la causa de nuestra ruina. El coste en euros de un diputado multiplicado por las diferentes Comunidades autónomas da un gasto público como para echarse a temblar. Y señorías estamos a la espera de que entonen un mea culpa y no jueguen con el dinero del Estado.
Total, que Rubalcaba supone un pasado con mucha experiencia de vivir de la cosa pública, pero con evidente mala gestión y parece que sigue empeñado en el juego de la fractura social. Cuando lo que se necesita en este país es políticos con visión de Estado que vayan más allá de sus estrechas miras ideológicas para dar un salto y coger el toro por los cuernos. Y ese toro pasa por la austeridad de sus señorías, por desmantelar empresas públicas llenas de enchufados, por penalizar la corrupción y la mala gestión.
A otro perro con ese hueso. La Iglesia está dando de comer a miles de indigentes que han sido arrojados fuera del sistema. Son los católicos de a pie, esos mea pilas beatos quienes con su donativos mantienen en acción miles de economatos parroquiales; son esos miles de católicos austeros y solidarios quienes pagan las facturas de la luz de algunos parados sin derecho a subsidio. Esos miles de católicos anónimos arrojan al cepillo de la Iglesia su óbolo para que otros puedan seguir calientes y alimentados.
Y este malabarista de la política que vive de ella durante más de treinta años, nos quiere hacer creer que el principal problema de este país es retroceder en supuestos derechos. ¡Vamos, hombre, no hay vergüenza!. ¿A quién beneficia esa demagogia?. Indudablemente a la visión de una España fracturada donde la derecha es católica y la izquierda laica. Pero eso es una deleznable falsedad. La España católica está excluida por completo de la vida pública. No son católicos quienes ahora van a pedir un matrimonio en la notaría, diluyendo en contrato social, lo que es el pilar de la sociedad. No son católicos quienes vuelven el aborto a la ley de supuestos, permitiendo el coladero del daño psíquico de la madre. Ni son católicos aquellos que seguirán manteniendo el matrimonio homosexual, con derecho a adopción y a los vientres de alquiler.
Toda la ingeniera social sigue en pie, nadie retrocede en derechos. El PP sólo modifica lo que era un clamor popular, que las niñas pudieran abortar sin el consentimiento de sus padres o que la píldora abortiva estuviera al alcance de cualquiera sin receta médica. Eso no son retrocesos en derechos sino corrección de errores garrafales del anterior ejecutivo.
Pero siguiendo las videotecas una puede hacerse a la idea de lo que son capaces de decir estos apesebrados del poder, que aunque arruinen un país, siguen intentado pilotar la nave.
Anuncios

Acerca de Carmen Bellver

Colabora en los medios de comunicación aportando su visión desde el humanismo cristiano
Esta entrada fue publicada en Actualidad. Guarda el enlace permanente.

2 respuestas a El discurso Frente Populista de Rubalcaba

  1. La cuestión es que esta posición (efectivamente, frentepopulista) es apoyada por la masa social del PSOE entre la indiferencia, sino el apoyo, de la sociedad.Caminamos a un mundo insustancial, epicúreo, intrascendente y banal. Me temo

    Me gusta

  2. Carmen dijo:

    Así es, Pedro. Una hora larga de discurso y la parte más aplaudida ha sido precisamente ese enfrentamiento entre el Estado y la Iglesia.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s