Los charnegos también son españoles

No es porque lo diga Vargas Llosa en la Vanguardia, que como otros muchos premios Nobel, ha metido la pata hasta el corvejón en temas políticos. Pero todo intelectual tiene derecho a expresar su opinión, de eso se trata, de valorar diferentes puntos de vista. Y en este siglo XXI el nacionalismo que se ha ido fomentando durante treinta lagos y plácidos años de democracia en España, es hoy el mayor peligro de la paz social de nuestra Nación.

Y no digo nada nuevo que no hubiera expresado con anterioridad. Desde que Yugoslavia se fragmento dando paso a esa guerra de finales del pasado siglo. Vimos como era posible que gente que había convivido en paz, terminara por cometer las peores tropelías. Y no voy a poner etiquetas a nadie. En la guerra me queda muy claro que sólo hay víctimas. Y los ganadores tienen que cargar sobre sus espaldas también a los muertos de la otra orilla.

El nacionalismo es un cáncer y estamos asistiendo a su quimioterapia. Voces de lugares diferentes y con opiniones políticas diversas, se han dado cuenta de que hay intereses ocultos para fomentar la división y el enfrentamiento. Albert Boadella fundador dels Jogalrs, grupo perseguido en su momento por catalanista y antifranquista, se ha ido a vivir a Madrid. No puede aguantar tanta mezquindad. Y Joan Manuel Serrat que es charnego, hijo de las dos culturas. Ha terminado también por hacer uso del lenguaje mucho más universal que es el castellano.

Si además vives en un territorio que ha sido anexionado de manera alucinante a los países catalanes. Finalizas oyendo que Luis Vives y Asías March son también catalanes. Por la misma regla de tres en raya Colón ha terminado siendo catalán. Y la Corona de Aragón que lleva las cuatro barras amarillas y rojas, deja paso a un principado que hoy quiere ser nación y formar parte de ese proyecto llamado Unión Europea, que camina hacia el precipicio al haber dado la espalda a la idea original de su fundación. Que no era otra que conservar las raíces de un cultura que con sus inevitables diferencias había marcado Europa.

Crear problemas parecer ser hoy la solución mágica. Seguimos hablando de fútbol, “pan i circus”, como debe ser. Pero ahora le hemos añadido además unas gotas ácidas de mala leche permanente. Que hace que vivamos preocupados por algo de lo que todos somos responsables. En especial los dos grandes partidos PP y PSOE, además de los comodines nacionalistas que han utilizado sus votos para medrar en su propio beneficio.

Originar conflictos puede ser la espita que detone en un fenómeno espantoso de un nuevo enfrentamiento. Llevará su tiempo pero como no hay voluntad de corregirlo. “Roma locuta est, causa finita”. Y ese parece ser el camino por el que seguimos despeñandonos. Pero siempre hay esperanza, bastaría con reformar la fórmula de votaciones, abrir las listas hacia personas que proponen soluciones y no son meros arlequines del partido puestos a dedo.

Hay por tanto todavía mucha esperanza de que esta eclosión de calamidades termine en algo positivo. Se necesita voluntad y coraje entre quienes han sido revestidos de la autoridad que otorga la ciudadanía. Bastaría con liberar el voto en cada partido sobre temas que no tienen que ver para nada con la ideología. Me refiero a que el consenso autonómico pueda debatirse con libertad, sin ataduras desde la dirección del partido.

De la misma manera que la educación o la sanidad deberían estar abiertas a una voz libre del yugo de la política de siglas. Son pequeños pasos y grandes cambios. Que desde luego mejorarían la situación de manera radical. Yo confío en la labor de esas cabezas bien amuebladas que todavía siguen en la lidia. Y mientras tanto seguiremos rogando por España y sus gobernantes. Como no puede ser de otro modo.

Anuncios

Acerca de Carmen Bellver

Colabora en los medios de comunicación aportando su visión desde el humanismo cristiano
Esta entrada fue publicada en Sociedad y etiquetada . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s