Noruega prohíbe a Arabia Saudí financiar mezquitas

Según comunicado de HazteOir el gobierno Noruego no financiará mezquitas en su país. El Ministro de Asuntos Exteriores Jonas Fahr Stor, está dispuesto a rechazar las donaciones millonarias de Arabia Saudi y de varios empresarios musulmanes para financiar construcción de mezquitas en Noruega.

El Ministro ha justificado su decisión argumentando que las comunidades religiosas tienen derecho a recibir ayuda financiera, pero es una paradoja aceptar las fuentes de financiación de un país donde no hay libertad religiosa y donde es delito construir una comunidad cristiana

Jonas Gahr Stor también anuncia que “Noruega llevará el asunto ante el Consejo de Europa” donde defenderá esta decisión basada en la más estricta reciprocidad con Arabi Saudi.

El más elemental de los sentidos comunes parece que se abre paso en el país escandinavo. Mientras en España seguimos siendo utilizados como lanzadera de propuestas tan jocosas como que la Mezquita de Córdoba, que sepulta una basílica cristiana y donde hay culto católico, sea donada a los musulmanes. Despropósitos apoyados por partidos y organizaciones laicistas que no buscan otra cosa que hacer daño al cristianismo, sin ser conscientes del peligro que entraña el radicalismo islámico disfrazado de moderado en sus madrasas.

¿Se abre paso por fin la conciencia cristiana de la defensa en reciprocidad de la libertad religiosa?. Porque este es el tema de debate. Mientras unos países asesinan a cristianos o prohíben su culto. Aprovechan las leyes permisivas occidentales para implantar su religión y de paso exigir derechos históricos de dudosa legalidad.
Me solidarizo con el ministro noruego al que considero un verdadero paladín en defensa de los valores cristianos. La masiva inmigración musulmana nos ha llevado ha hechos tan lamentables como que lanzasen por la borda de una patera a los cristianos que viajaban en ese éxodo patético de cruzar las aguas mediterráneas en busca de un país donde progresar.

La democracia exige una reciprocidad o debiera exigirla. Pero no ha sido éste el caso en nuestros vecinos musulmanes que siguen una línea cada día más beligerante. Si dando un paso más, como el ministro Noruego, todos los países de occidente tomasen medidas sobre el genocidio de cristianos en Siria, Irak y otro países. Exigiendo a los países musulmanes una libertad de culto que de no cumplirse llevarían como penalización sanciones económicas. Seguramente estaríamos viviendo otra realidad diferente.

Pero el silencio cómplice de occidente y especialmente de los partidos de izquierdas está promoviendo un nuevo genocidio en este siglo XXI ante la mirada indiferente de la mayoría. Nos condolemos por las pateras hundidas en el mar y sus victimas. Queremos medidas que protejan este sin sentido. Pero al parecer no nos parecen igual de víctimas los cristianos masacrados en Oriente.

A mi juicio tantas víctimas pesas como una losa sobre Occidente. Que debiera tomar una política más coherente con las raíces cristianas de Europa, sino quiere verse engullida por la fuerza de los acontecimientos.

Acerca de Carmen Bellver

Colabora en los medios de comunicación aportando su visión desde el humanismo cristiano
Esta entrada fue publicada en Actualidad y etiquetada . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s